Argentina firmó el compromiso para frenar y revertir la deforestación y la pérdida de bosques

El presidente Alberto Fernández expresó el aval argentino a la declaración en la COP26 que busca contribuir a la preservación de los bosques.

Argentina firmó el compromiso para frenar y revertir la deforestación y la pérdida de bosques

 

El gobierno de Alberto Fernández firmó hoy un compromiso para frenar y revertir la deforestación junto a líderes y representantes de más de 100 países, en el marco de la Cumbre de Líderes de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26) que se desarrolla en Glasgow, en el Reino Unido.

La firma del acuerdo fue uno de los logros concretos de la Cumbre, junto con el compromiso Global de Metano, también firmado por Argentina y otras naciones en el encuentro internacional sobre el clima.

En principio, Argentina no figuró entre los primeros 100 países que habían puesto su rúbrica al compromiso pero, según explicaron a Infobae altas fuentes del gobierno, se debió a que el presidente Fernández al momento de esa firma estaba dando su discurso en el acuerdo sobre el metano. “La decisión de adherir al acuerdo por los bosques estaba tomada y por eso en Buenos Aires se filmó el video de apoyo”, aclararon los voceros.

En ese video, Alberto Fernández destacó que “la protección y el uso sostenible de los bosques constituyen una prioridad para la Argentina y el cuidado de nuestra casa común”. “Por eso apoyamos la iniciativa y el compromiso de los líderes en el marco de la Declaración sobre bosques y uso de la tierra. En la salud de nuestros ecosistemas está la salud de la humanidad. Por eso necesitamos diseñar un mecanismo de pago por servicios ecosistémicos y repensar los medios de implementación para dar lugar a una nueva economía del cuidado”.

Además, manifestó que “una economía que tenga en su centro al ambiente y a las personas. Actuemos en coherencia con la ciencia y hagamos que la responsabilidad ambiental sea una realidad. El tiempo de actuar es ahora”.

Aunque la adhesión es una pública expresión de voluntad del país -que no es vinculante- no establece ningún tipo de programa y no hay penalidades para su incumplimiento. Pero a la hora de exponer, Fernández sí habló de sanciones y compromisos. Luego de afirmar que el país asumió “el compromiso de favorecer la inversión y el desarrollo para avanzar con una matriz energética inclusiva, estable, soberana, sostenible y federal” y en esa línea hizo referencia a la ley de electromovilidad.

Adelantándose a lo que luego firmaría, el Presidente dijo en su discurso que se tomarán “medidas profundas para erradicar la deforestación ilegal, tipificándola como delito ambiental” y que eso se realizará a través del envío de un nuevo proyecto de Ley de Presupuestos Mínimos de Protección Ambiental de los Bosques Nativos. Hace un mes, el diputado nacional Lucas Godoy (Frente de Todos-Salta) presentó un proyecto de ley que propone la inclusión en el Código Penal del “delito de desmonte”, con fuertes penas de prisión para quienes realicen esa actividad sin autorización.

Kirsty Hayes, la embajadora del Reino Unido en Argentina destacó en un mensaje publicado en su cuenta oficial de Twitter que el gobierno de Alberto Fernández “decidió unirse al grupo de más de 100 países que se comprometieron en la #COP26 a detener la deforestación y revertir la pérdida de bosques para el año 2030. Felicitaciones presidente por contribuir a la preservación de los bosques”.

En el marco de la cumbre, el primer mandatario ratificó además el compromiso de la Argentina con el Acuerdo de París y ratificó que el país “adopta la lucha contra el cambio climático como política de Estado”.

Respecto a la deforestación, el Presidente había dicho en su exposición de esta mañana que su Gobierno adoptará “medidas profundas” para erradicarla.

”Adoptaremos medidas profundas para erradicar la deforestación ilegal, tipificándola como delito ambiental”, dijo hoy el mandatario, y mencionó el envío al Parlamento de un nuevo proyecto de Ley de Presupuestos Mínimos de Protección Ambiental de los Bosques Nativos, y la promoción de “el tratamiento de la Ley Federal de Educación Ambiental”. El jefe de Estado calificó estos compromisos como “tangibles” y “concretos” que ratifican el compromiso de la Argentina en la lucha mundial contra el cambio climático.

A bordo del avión en el que viaja la comitiva presidencial, el canciller Santiago Cafiero explicó que “Argentina se incorpora al mundo de manera inteligente abriendo oportunidades a su gente y no sometiéndose a la deuda. Abrirse al mundo es conseguir oportunidades de trabajo a nuestra gente no tomar deuda y fortalecer el vínculo estratégico con Europa. Argentina es un país al que se lo escucha por eso se reflejaron sus reclamos en los documentos finales”.

Detalles del acuerdo

El gobierno del Reino Unido informó que los líderes que firmaron el acuerdo “representan más del 85% de los bosques del mundo se comprometieron en la COP26 a detener y revertir la deforestación y la degradación de la tierra para el año 2030″.

Los gobiernos que firmaron el acuerdo representan el 75% del comercio mundial de productos básicos clave que pueden amenazar los bosques, como el aceite de palma, el cacao y la soja. También suscribirán una nueva Declaración de Bosques, Agricultura y Comercio de Productos Básicos (FACT). Los 28 gobiernos se están comprometiendo con un conjunto común de acciones para lograr un comercio sostenible y reducir la presión sobre los bosques, incluido el apoyo a los pequeños agricultores y la mejora de la transparencia de las cadenas de suministro”.

Los expertos estiman que actualmente, casi una cuarta parte (23%) de las emisiones globales provienen de la actividad de uso de la tierra, como la tala, la deforestación y la agricultura. Proteger los bosques y poner fin al uso dañino de la tierra es una de las cosas más importantes que puede hacer el mundo para limitar el calentamiento global catastrófico, al tiempo que protege la vida y el futuro de los 1.600 millones de personas en todo el mundo, casi el 25% de la población mundial, que dependen de los bosques para su sustento.

Según informó la embajada británica en Buenos Aires, se trató del “mayor paso del mundo hacia la protección de los bosques” por el cual más de 100 líderes de todo el mundo “se comprometerán a detener y revertir la pérdida de bosques y la degradación de la tierra para 2030, en un evento convocado por el primer ministro británico Boris Johnson en la COP26. La promesa está respaldada por casi 14.000 millones de libras (más de 19.000 millones de dólares) en fondos públicos y privados”.

“Los países que abarcan desde los bosques del norte de Canadá y Rusia hasta las selvas tropicales de Brasil, Colombia, Indonesia y la República Democrática del Congo respaldaron la Declaración de los líderes de Glasgow sobre el uso de los bosques y la tierra. La Argentina también comunicó su decisión de suscribir la declaración. Juntos, todos esos países contienen más del 85% de los bosques del mundo, un área de más de 13 millones de millas cuadradas”, indicó el informe oficial.

La representación diplomática resaltó que “los bosques son los pulmones de nuestro planeta y absorben alrededor de un tercio del CO2 global liberado por la quema de combustibles fósiles cada año, pero los estamos perdiendo a un ritmo alarmante. Cada minuto se pierde una zona de bosque del tamaño de 27 canchas de fútbol”.

“El compromiso estará respaldado por una promesa de proporcionar 8.750 millones de libras (unos 12.000 millones de dólares) de financiamiento público de 12 países, incluido el Reino Unido, de 2021 a 2025. Esto apoyará las actividades en los países en desarrollo, incluida la restauración de tierras degradadas, la lucha contra los incendios forestales y el apoyo los derechos de las comunidades indígenas”, se informó.

Left Menu Icon
Política & Economía