Manzur termina el año en la mitad de la tabla en imagen de los gobernadores

Encabeza el ranking Horacio Rodríguez Larreta, en tanto que el mandatario tucumano se ubica en el puesto quince.

Juan Manzur se ubica en el puesto quince del ranking de gobernadores elaborado por CB Consultora

Según el sondeo, en Tucumán Manzur termina el año con una imagen positiva del 52,7%, pero con una caída de dos puntos y medio respecto de la medición del mes pasado, en un distrito en el que el presidente Alberto Fernández tiene un nivel de aceptación del 55,8%, por encima de su adversario político, el alcalde porteño Horacio Rodríguez Larreta, que se posicionó con un 44,7% de imagen positiva en esta provincia.

Muy atrás aparecen Cristina Fernández de Kirchner (35%) y Mauricio Macri (30%), que conservan el núcleo duro de votantes tucumanos.

En medio de ambos ex mandatarios nacionales asuma el líder del Frente Renovador y presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Sergio Massa, con un 38,5% de imagen positiva en el distrito gobernado por Manzur.

El ranking de CB Consultora es liderado este mes por Rodríguez Larreta, con un 67,4% de imagen positiva en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que bajó de la punta al sanjuanino Sergio Uñac (66,6%). En el otro extremo siguen dos gobernadores patagónicos: el chubutense Mariano Arcioni (41,6%) y la fueguina Alicia Kirchner (40,9%).

Está claro que las diferencias que Manzur evidencia dentro de su mismo espacio (por ejemplo, las diferencias que suelen surgir con el vicegobernador Osvaldo Jaldo) y también con legisladores (nacionales y provinciales) de la oposición influyen en la medición de su imagen. Manzur no logra construir la lógica peronista de aquello del que gana conduce y el resto acompaña; no logra tener a todos los dirigentes de su espacio en el distrito con los pies en el plato”, afirma Buttié. 

A su criterio, el gobernador tucumano necesita imperiosamente construir  un liderazgo transversal del peronismo y eso es algo que se mira desde la vereda del frente, desde la oposición, como una de las debilidades a explotar de cara a las elecciones parlamentarias del año que viene.

Respecto de la conducta de los gobernadores en el escenario nacional, el analista observa que son muy pocos los que quieren ser parte de la puja de poder entre Alberto y Cristina Fernández. Según su visión, la mayor parte de los mandatarios quieren avanzar con la suspensión de las PASO para evitar un mayor desgaste político dentro de sus jurisdicciones, luego de un año que ha sido difícil para todos por la pandemia y frente a la incógnita que significa 2021 en materia de gestión. “El único, tal vez, que no se ha alineado con esta idea ha sido el bonaerense Axel Kicillof, que apuesta a la renovación de dirigentes como lo pregona Máximo Kirchner.

Left Menu Icon
Política & Economía