Para Larroque, “sin Cristina no hay peronismo” y “sin peronismo no hay país”

El funcionario bonaerense, uno de los referentes de La Cámpora, realizó una sugestiva publicación en las redes en medio del juicio contra la vicepresidenta por irregularidades en la obra pública de Santa Cruz durante su gestión.

Para Larroque, “sin Cristina no hay peronismo” y “sin peronismo no hay país”

 

El ministro de Desarrollo de la Comunidad bonaerense, Andrés “Cuervo” Larroque, utilizó hoy sus redes sociales para publicar un sugestivo mensaje en medio de los cambios en el gabinete nacional y la llegada de Sergio Massa, y el juicio que investiga irregularidades en la obra pública de Santa Cruz entre 2007 y 2015. “Sin Cristina no hay peronismo, sin peronismo no hay país”, afirmó uno de los referentes de La Cámpora.

La publicación de Larroque va en sintonía con la postura de dirigentes y funcionarios cercanos a la vicepresidenta, para quienes las acusaciones de los fiscales federales Sergio Mola y Diego Luciani buscan proscribirla. Este último, en la primer jornada de alegatos de la causa conocida como Vialidad, sostuvo que “Néstor Kirchner y luego su esposa, Cristina Fernández, instalaron y mantuvieron en el seno de la administración nacional una de las matrices de corrupción más extraordinarias que se hayan desarrollado en el país”.

Para la oposición, esta presentación fue “contundente”. “Corrobora la asociación ilícita y latrocinio kirchnerista que denunció Elisa Carrió en 2008 con nombre y apellido”, señaló en aquel momento el presidente nacional de la Coalición Cívica, Maximiliano Ferraro. “La verdad y las pruebas a la vista, ahora necesitamos condena”, agregó. En tanto, el ex diputado nacional radical Luis Petri expresó que el alegato del Fiscal Luciani fue “inapelable” y que desenmascara “la corrupción endémica durante 12 años a manos del kirchnerismo”.

En otra jornada de alegatos, ambos fiscales aseguraron la semana pasada que todas las licitaciones a favor de Lázaro Báez “fueron una farsa”. Para arribar a esta conclusión analizaron las 51 obras públicas que recibieron las compañías de empresario y detectaron que se presentaban las mismas empresas de Báez para competir entre sí, que los sobres se abrían sin presupuesto oficial y eran aprobados en tiempos exiguos.

Una de esas obras fue una remediación de canteras en la ruta nacional tres por un presupuesto de 75 millones de pesos que ganó Austral Construcciones, la empresa insignia de Báez. A la licitación se presentaron Kank y Costilla -también de Báez- y Petersen que quedó descalificada porque presentó una oferta superior.

El fiscal Luciani marcó como irregularidad que la obra no tenía presupuesto asignado cuando fue convocada. “¿Cómo iban a hacer una obra su no tenían presupuesto?”, se preguntó y agregó que un día antes de apertura de la licitación se emitió una circular en la que se informaron las canteras a trabajar. “Eso debió estar en el pliego de bases y condiciones. ¿Cómo hicieron los ofrecimientos las empresas si no sabían que canteras iban a remediar? Esta obra es un fantasma, nunca se hizo”, dijo el fiscal.

También analizaron la primera obra que Báez hizo en el gobierno de Cristina Kirchner. Fue la pavimentación de una ruta que se convocó de manera urgente el 21 de febrero de 2008 por la llegada de la veda invernal pero que comenzó finalmente en 2010. “La única urgencia era solo adjudicar una obra a Lázaro Báez”, dijo Luciani y agregó que la licitación se llamó sin asignación presupuestaria.

“No hay obra que finalice en termino por la falta de capacidad de la empresa Todas las licitaciones fueron una farsa. Hubo una cartelización organizada por el estado nacional”, resumió Luciani.

Luego Mola analizó las obras que se hicieron para 2011, año electoral. Contó que fueron obras por montos muy superiores a los que se venían licitando. Uno de ellos por 150 millones de dólares.

Así los fiscales culminaron con el análisis de las 51 obras y continuarán con sus alegatos el próximo lunes a las 8:30 horas en lo que será la cuarta audiencia de sus alegatos.

Los alegatos comenzaron el lunes y los fiscales acusaron a Cristina Kirchner y al resto de los 12 imputados, por lo que al finalizar las audiencias pedirán condena. Los jueces Jorge Gorini, Rodrigo Giménez Uriburu y Andrés Basso le dieron a los fiscales nueve audiencias para alegar. Luciani adelantó que usará todas y que posiblemente requiera algunas más. Así, el alegato fiscal se extenderá de mínima hasta fin de mes. Luego será el turno de cada defensa que tendrán tres audiencias. La primera será la de Báez y la de Cristina Kirchner, la sexta. La expectativa del tribunal es que antes de fin de año haya veredicto.

Left Menu Icon
Política & Economía