JxC presentó un proyecto para que los intendentes que pidieron licencia no puedan presentarse a una re-reeleccion

Buscan dejar sin efecto la estrategia que utilizaron muchos jefes comunales para sortear la actual ley, mientras avanzan las negociaciones para derogarla.

JxC presentó un proyecto para que los intendentes que pidieron licencia no puedan presentarse a una re-reeleccion

 

La jugada se repitió en varios distritos bonaerenses. A la espera de una modificación de la ley sancionada en 2016 que impide más de dos mandatos consecutivos, muchos intendentes pidieron licencia antes de cumplir los dos años desde la última elección.

Esa maniobra, que tal como contó Clarín había sido utilizada por al menos 16 intendentes, permite aprovechar un artículo clave de la ley: la reglamentación de la norma establece que si por dos años y un día no estuvieron en el cargo no cuenta como un mandato. Así, el pedido de licencia habilita a los jefes comunales a presentarse en 2023 y 2027.

Para evitar esa maniobra, dos senadores bonaerenses de Juntos por el Cambio presentaron un proyecto para que los jefes comunales que pidieron licencia no puedan presentarse a una re-reeleccion.

“¿Están prohibidas las reelecciones indefinidas de los intendentes de la PBA? Lamentablemente, NO. Por eso con el acompañamiento de @delatorrej presenté un proyecto para que se haga efectiva esa limitación”, informó el senador provincial Juan Pablo Allan, que contó con el apoyo de Joaquín de la Torre.

Y agregó: “La ley 14836 era muy clara en la letra y en su espíritu permitiendo una sola reelección. Pero en virtud a su decreto reglamentario casi la mitad de los intendentes del Frente de Todos alcanzados por la prohibición evadieron fraudulentamente la ley y pueden volver a presentarse”.

“Por eso, se hace indispensable derogar esa reglamentación mediante una reforma de la ley que cierre toda posibilidad de ser evadida”, concluyó Allan en un hilo de tuits que estuvo acompañado de una foto de la carátula del proyecto, con el sello de la mesa de entrada de la Legislatura bonaerense.

El pedido de licencia no sólo fue utilizado por intendentes oficialistas. Fueron varios de la oposición los que utilizaron la misma estrategia.

Por esa razón, el tema genera ruido dentro Juntos por el Cambio. Esas tensiones se expresaron en un comunicado firmado por la ex gobernadora bonaerense y actual diputada, María Eugenia Vidal, quien se opuso a la reforma de la ley aprobada durante su gestión.

“Este año, a través del voto, todos los argentinos han sido claros y contundentes: quieren cambiar y están hartos de los ‘atajos’ políticos y de que las normas solo se cumplan cuando conviene”, arranca el comunicado que además de Vidal y Ritondo cuenta con las firmas de los diputados provinciales Alex Campbell, Matías Ranzini, Anastasia Peralta Ramos, Sergio Siciliano, Johana Panebianco, Noelia Ruiz, Santiago Passaglia, Juan Carrara y Daniel Lipovetzky, más los senadores bonaerenses Walter Lanaro y Owen Fernández.

Este grupo de diputados y senadores bonaerenses son los que responde a Vidal y por eso firmaron el comunicado. La sospecha que tienen es que sectores del Frente de Todos, la UCR y el PRO estarían negociando un acuerdo para modificar la Ley antes de que termine el año.

De hecho, el diputado bonaerense Walter Abarca (Frente de Todos) ya presentó un proyecto en la Legislatura de la Provincia de Buenos Aires para reflotar las reelecciones indefinidas de intendentes.

Puntualmente, propone cambiar el artículo N ° 3 del Decreto-ley 6769/1958, para saltearse la restricción que impulsó Vidal en 2016 con la ley 14.836.

Una lista variopinta

Como ya repasó Clarín, son al menos 16 los intendentes bonaerenses que le hicieron una gambeta al límite a las reelecciones. Entre ellos hay actuales funcionarios nacionales, representantes de la oposición y hasta figuras que saltaron la General Paz.

Entre los casos más conocidos se encuentran Gabriel Katopodis (San Martín), ministro de Obras Públicas; Jorge Ferraresi (Avellaneda), en Hábitat; y Juan Zabaleta (Hurlingham) en Desarrollo Social.

En Provincia de Buenos Aires desembarcaron, después de la derrota oficialista en las PASO, Martín Insaurralde (Lomas de Zamora), jefe de gabinete de la Provincia; y Leonardo Nardini (Malvinas Argentinas), ministro de Infraestructura bonaerense.

Fue llamativa también la jugada de Jorge Macri. El intendente de Vicente López se tomó licencia en el distrito del norte del Gran Buenos Aires y asumió como ministro de Gobierno de la Ciudad.

Sin embargo, este jueves el primo de Mauricio Macri manifestó su apoyo al proyecto presentado por los senadores opositores.

“Esta ley, que pone un límite a las reelecciones en la Provincia de Buenos Aires, significa una mejora sustancial en la calidad democrática, pero creo que fue mal reglamentada. Por eso, es necesario corregirla para terminar con las trampas de quienes buscan quedarse en el cargo sin límites de reelección”, señaló.

El objetivo de los intendentes era tomarse licencia antes del 10 de diciembre ya que, de esa manera, podrían aprovechar un hueco de la reglamentación de la ley que impulsó Vidal.

Es que si por dos años y un día no estuvieron en el cargo, su etapa no cuenta como mandato. Y se podrían presentar para la reelección en 2023, así como para otro período en 2027.

Enojo con Vidal

Después del comunicado que difundieron María Eugenia Vidal, Cristian Ritondo y legisladores vidalistas, intendentes de Juntos por el Cambio demostraron su enojo con la actual diputada nacional.

Ocurrió en una cena en la que estuvieron presentes Horacio Rodríguez Larreta, Diego Santilli y Jorge Macri con seis jefes comunales bonaerenses: Diego Valenzuela (Tres de Febrero), Julio Garro (La Plata), Néstor Grindetti (Lanús), Guillermo Montenegro (General Pueyrredón), Martín Yeza (Pinamar) y Gustavo Posse (San Isidro).

Transmitieron su malestar por las palabras de Vidal, a las que interpretaron como un ataque directo a las conversaciones avanzadas que mantienen con sus colegas del Frente de Todos.

También anticiparon su respaldo al proyecto que presentaron este jueves Allan y De la Torre, que sale al cruce de los intendentes que encontraron el vericueto legal de las licencias. Entienden que ese agujero legal beneficia, sobre todo, a representantes del oficialismo.

En cambio, los intendentes de JxC buscan que la ex gobernadora se flexibilice y acepte una modificación a la ley que, al menos de manera simbólica, lleva estampada su firma personal.

Left Menu Icon
Política & Economía