Suspensión de las PASO en Chubut: un tema que divide en JXC

Aunque se frenó el apoyo radical a la cancelación de las primarias provinciales, en la pelea entre los líderes se mezclan la competencia por la gobernación, la interna del partido y desconfianzas mutuas. Intimidades de un desencuentro

Suspensión de las PASO en Chubut: un tema que divide en JXC

 

Finalmente se frenó el polémico apoyo de la UCR a la suspensión de las PASO en Chubut, pero lo que se aceleró es el enfrentamiento entre Gerardo Morales y Mauricio Macri, un escenario que profundiza las diferencias en Juntos por el Cambio y abre incógnitas sobre el futuro de la coalición opositora.

Morales le pidió al titular de la UCR chubutense e intendente de Rawson, Damián Biss, que no avanzara en negociaciones con el gobernador Mariano Arcioni para suspender las PASO porque no responde a la postura de Juntos por el Cambio. Sin embargo, al menos públicamente, el gobernador de Jujuy no criticó a Biss por sus tratativas inorgánicas y sí a Macri, a quien le pidió que “como jefe del PRO tendría que decirle a sus dirigentes que dejen de entorpecer y denostar al radicalismo en Chubut”.

El titular del radicalismo está enfurecido también contra Ignacio “Nacho” Torres, senador nacional del PRO por Chubut y candidato a gobernador, quien ganó las últimas elecciones legislativas y se encamina a hacerlo de nuevo en los comicios de 2023, probablemente junto con el radical Gustavo Menna como postulante a vicegobernador. Esa fórmula es resistida por la UCR provincial, liderada por Biss y también por Morales: desde su entorno acusan al legislador del PRO de “estar buscando romper Juntos por el Cambio” por esos movimientos preelectorales sin el aval de todo el radicalismo.

En realidad, lo que se rompió fue la UCR chubutense: en una decisión precipitada por las negociaciones entre Biss y Arcioni, un grupo de dirigentes formó el fin de semana pasado una línea interna del radicalismo local, Compromiso Chubut, que en su declaración de principios habla de fortalecer al partido “dentro de las alianzas electorales que se autoricen, fijando como límite la oposición a todo posible acuerdo con el kirchnerismo, Chusoto (el partido creado por Mario Das Neves), el Frente Renovador, el Frente de Todos y cualquier otra vertiente del peronismo gobernante”.

Además, los opositores de Biss rechazaron “el intento de eliminación de las PASO” y la modificación o derogación de una ley provincial para habilitar la reelección indefinida de intendentes y concejales.

Entre los impulsores de Compromiso Chubut está la senadora nacional Edith Terenzi, quien entró a la Cámara Alta junto con Torres luego de su triunfo electoral de 2021 en Chubut e integran el nuevo bloque Cambio Federal dentro de la bancada de Juntos por el Cambio en la Cámara Alta.

Biss quedó en el ojo de la tormenta cuando declaró que una “gran parte del radicalismo” estaría dispuesto a acompañar la eliminación de las PASO. Para el PRO chubutense, se trató de una “transacción” por la cual el jefe de la UCR de Chubut recibiría del gobernador Arcioni la administración del puerto de Rawson y fondos a través de ATP (Aportes del Tesoro Provincial).

Por eso en el episodio que reavivó la pelea Morales-Macri hay otros componentes, algunos de ellos vinculados con la interna del radicalismo chubutense y su relación con el PRO provincial, pero algunos referentes de la UCR creen que el jefe partidario “sobreactuó” en el caso de la suspensión de las PASO para no reconocer que la actitud inconsulta de Biss “se le fue de las manos” y aprovechar para “galvanizar hacia adentro” del partido apuntándole a un dirigente “hostil” hacia la UCR como Macri.

Después de todo, Macri tuiteó en contra de “modificar las reglas electorales a meses de votar” en Chubut y rechazó la suspensión de las PASO porque “no se puede ser cómplice de este retroceso, menos quienes desde JxC decidimos defender la democracia y participación”, pero su mensaje tuvo el mismo tono que el de otros líderes del PRO como Horacio Rodríguez Larreta, Patricia Bullrich, María Eugenia Vidal, Cristian Ritondo, Humberto Schiavoni y Rogelio Frigerio, e incluso en sintonía con referentes de la UCR como Alfredo Cornejo, Mario Negri, Carolina Losada, Martín Lousteau y Luis Naidenoff, entre otros, además de Maximiliano Ferraro, jefe de la Coalición Cívica.

¿Por qué Morales no reaccionó contra todos y soló apuntó contra el ex presidente? Sus allegados afirmaron que lo hizo porque Macri es “el jefe del PRO” y, además, porque le preguntaron sobre él en una entrevista radial del martes por la mañana. Allí dijo: “Mauricio Macri, como jefe del PRO, tendría que decirle a sus dirigentes que dejen de entorpecer y denostar al radicalismo en Chubut. Así que sería un buen aporte que Macri, lejos de emitir tuits, se meta un poco en la vida interna de Chubut y ordene un poquito a su gente, que es bastante violenta para con el radicalismo”.

Morales, según su entorno, asegura que él tampoco estaba al tanto de la negociaciones de Biss y opina que Macri tendría que haberlo llamado para fijar una postura sobre las PASO en Chubut en lugar de haber tuiteado, además de achacarle la “agresividad” de Torres. El senador, sin embargo, tiene buena relación con Macri y con Bullrich, pero está más cerca de Rodríguez Larreta.

Left Menu Icon
Política & Economía