Con la ausencia de CFK y del bloque de JxC, el Senado sesiona en repudio al intento de magnicidio

El oficialismo lleva dos proyectos para debatir, pero la oposición dice que no quiere “avalar el uso político partidario del Congreso”. La sesión comienza a las 11 y no la presidirá la Vicepresidenta

Con la ausencia de CFK y del bloque de Juntos por el Cambio, el Senado sesiona en repudio al intento de magnicidio

 

La foto que mostró a todos los senadores juntos sin importar a qué bloque pertenecían, si eran oficialismo u oposición, con la que la Cámara Alta mandaba un claro mensaje de repudio al intento de asesinar a la vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, quedó atrás.

La imagen que fue ponderada por buena parte de la sociedad como un fiel reflejo de lo que muchas veces se espera de la política no duró una semana que se desvaneció con el llamado a sesión que realizó el interbloque del Frente de Todos para hoy a las 11 de la mañana.

El pedido para la sesión llegó ayer por la tarde y en la misma se trataran dos proyectos de resolución presentado por Nora del Valle Gimenez “su más enérgico repudio” al intento de asesinato de Cristina Kirchner. El segundo es de María del Carmen del Valle Vega que señala “su extrema preocupación y repudio por el atentado a la Vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner”.

Pero la sesión contará con ausencias importantes y, de alguna manera, muestra el clima en el que hoy está envuelta la relación entre Juntos por el Cambio y el Frente de Todos.

La primera ausencia notoria será la del intrebloque opositor que ya adelantó que no bajará al recinto. Mediante un comunicado los legisladores del PRO y de la UCR señalaron que entendían que la sesión era “una puesta en escena”.

“La inmediata, oportuna y sincera actitud de los senadores de Juntos por el Cambio, a pocos minutos de ocurrido el atentado, donde firmó una declaración conjunta con el bloque del Frente de Todos, no sólo reflejó su total ausencia de especulación en torno a un hecho de tamaña magnitud, sino que además marcó el camino adecuado para transmitir certidumbre a la sociedad”, comienza el comunicado.

Pero después agrega que “la posterior decisión del oficialismo de abandonar ese camino, politizar el hecho e intentar responsabilizar a la Justicia, los medios y la oposición como instigadores del hecho, indica la necesidad de evitar mayores niveles de confrontación y crispación social, con miras a favorecer la paz social”.

En la oposición no quieren ser señalados como culpables, como los generadores de los discursos de odio y de esa manera decidió no presentarse. Algo similar a lo que hizo el PRO en la Cámara de Diputados.

La otra ausencia que se notará en el recinto será la de la vicepresidenta de la Nación y víctima del intento magnicidio, Cristina Fernández de Kirchner. Desde su entorno confirmaron a Infobae que no estará presente en el Palacio Legislativo cuando comience el debate pero no brindaron más detalles, ya que desde el jueves de la semana pasada su agenda se maneja con total hermetismo.

En el Frente de Todos la ausencia del interbloque de Juntos por el Cambio no cayó bien. “Cuando se los llama para conversar, para llevar adelante acuerdos, se quejan y dicen que el espacio es el Congreso, ahora que está el especio dicen que no porque los vamos a señalar. No debaten, no van a las comisiones, es todo mentira”, se quejaba una legisladora del oficialismo.

Con la ausencia de Juntos por el Cambio en el recinto, los discursos de los senadores del oficialismo prometen ser un poco más elevados de tono de lo que estaba previsto. “La ausencia no es buena, nos dicen que siempre somos nosotros, se llenan la boca hablando de la República y acá, que es la expresión de la República, no vienen”, agregó.

Salvo la ausencia de Adolfo Rodríguez Saa que se encuentra enfermo, el oficialismo sentará a todos sus legisladores y para alcanzar el quórum sumará la ayuda de los aliados Alberto Weretilneck (Juntos Somos Río Negro), Magdalena Solari Quintana (Misiones) y Clara Vega (Hay Futuro Argentina).

Left Menu Icon
Política & Economía