Abrieron los centros de votación para las legislativas canadienses

Las oficinas electorales de Terranova y Labrador, en el extremo oriental del país, fueron las primeras en abrir, a las 8,30 (las 8 en la Argentina) para unos comicios en los que está convocados unos 20 millones de votantes.

Abrieron los centros de votación para las legislativas canadienses

 

Los canadienses empezaron a votar este lunes en las elecciones legislativas anticipadas en las que se juega el cargo el primer ministro, Justin Trudeau, tras abrirse los primeros centros de votación y en medio de la incertidumbre por los sondeos previos que las anticipan como muy cerradas.

Las oficinas electorales de Terranova y Labrador, en el extremo oriental del país, fueron las primeras en abrir, a las 8,30 (las 8 en la Argentina) para unos comicios en los que está convocados unos 20 millones de votantes.

Canadá se extiende por seis husos horarios y los electores de Columbia Británica serán los últimos en votar, hasta las 19 (las 23 en la Argentina).

Los comicios para elegir a los miembros del Parlamento fueron convocadas anticipadamente por Trudeau, cuya reelección es incierta al estar codo a codo en los sondeos con su rival conservador.

Según las últimas encuestas, las diferencias son mínimas e imposibilitan cualquier pronóstico: los dos partidos principales están técnicamente empatados, cada uno con alrededor de 32% de intención de voto, por delante del candidato de izquierda del Nuevo Partido Democrático (NDP), que ronda el 20%, reportó la cadena de noticias local CBC.

Tal como ocurrió en 2019, el país parece encaminarse hacia la formación de un nuevo Gobierno en minoría si ninguno de los partidos puede lograr 170 de los 338 escaños en la Cámara de los Comunes, por lo que -sin apoyo estable de una mayoría de legisladores- deberá negociar los votos para cada proyecto de ley o iniciativa.

A mediados de agosto, cuando Trudeau anunció el adelanto de los comicios en medio de la cuarta ola de la pandemia de coronavirus, el escenario que describían las encuestas era otro.

El premier contaba con cinco puntos porcentuales de ventaja sobre los conservadores y, por eso, apostó por aprovechar su gestión de la crisis sanitaria y el éxito de la campaña de vacunación para obtener una mayoría.

Pocas semanas después, esa parece ser una posibilidad cada vez más lejana ya que ahora, según los sondeos, su formación necesitará al menos 15 escaños para poder obtener la mayoría parlamentaria.

Si bien el premier, de 49 años, aún es el candidato con mayor imagen positiva del país – 25% frente a un 20% del conservador Erin O’Toole-, está lejos del alto nivel de aprobación de 2015.