Vaca Muerta con récord de regalías de hidrocarburos

Sólo en enero de este año los ingresos globales de las provincias nucleadas en la Ofephi crecieron casi un 70%, según datos cruzados entre la Secretaría de Energía y el Indec.

Vaca Muerta con récord de regalías de hidrocarburos

 

Las regalías percibidas por las provincias productoras de hidrocarburos alcanzaron en enero un nivel récord de $18.375 millones, un 68,9% más que en el mismo mes de 2021, principalmente por el impulso de los yacimientos no convencionales de petróleo y gas de Vaca Muerta.

En los últimos tres años, los ingresos globales de las provincias nucleadas en la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos (Ofephi) en concepto de regalías crecieron en un 349,7%, treinta puntos porcentuales más que la inflación acumulada en ese período, de acuerdo con el cruce de datos de la Secretaría de Energía y el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Sin embargo, la evolución interanual de la recaudación de las regalías hidrocarburíferas no se dio de manera uniforme, y el impacto que tuvo en las cuentas públicas de Neuquén es mucho más significativo que en el resto de las provincias.

Al respecto, el ministro de Economía e Infraestructura neuquino, Guillermo Pons, señaló a Télam que en el término de cuatro años se duplicó la participación porcentual de las regalías en los recursos totales de la provincia.

“Antes de 2018 las regalías representaban aproximadamente el 20% de los ingresos; a partir del desarrollo de los yacimientos de Vaca Muerta, Neuquén tiene a grandes rasgos sus recursos divididos en tres tercios entre la Coparticipación, las regalías y los impuestos provinciales. Y ahora, las regalías pasan a representar más o menos un 40%”, reseñó.

Las declaraciones de Pons abren una nueva veta de análisis de la importancia de Vaca Muerta, habitualmente considerada a la luz de su aporte para un futuro autoabastecimiento de la Argentina en materia energética, el ingreso de divisas por la vía de la exportación o el crecimiento económico, demográfico e inmobiliario del área de influencia.

El impacto en las cuentas públicas de Neuquén ya se refleja en el ordenamiento de las provincias en cuanto a la participación de sus recursos propios en relación con los totales, en un país en el que más del 70% de los ingresos de las provincias provienen de la Coparticipación Federal y otras transferencias de origen nacional.

Las provincias más beneficiadas

Al respecto, un informe del Centro de Economía Política Argentina (CEPA), reveló que Neuquén desplazó a la provincia de Buenos Aires del segundo puesto entre las jurisdicciones que mayor porcentaje cuentan de recursos propios sobre el total (58%), solamente superada por la Ciudad de Buenos Aires.

En enero, los ingresos consolidados para las diez provincias productoras (Neuquén, Santa Cruz, Tierra del Fuego, Chubut, Río Negro, La Pampa, Mendoza, Salta, Jujuy y Formosa) fueron de $18.375 millones, unos 7.500 millones de pesos más que en el mismo mes del año pasado, y “superando el récord alcanzado un mes atrás en casi $1.000 millones”, destacó la consultora Aerarium.

De esa suma, el 73,5% correspondió a regalías petroleras ($13.509 millones), el 23,6% a gasíferas ($4.344 millones), el 2,7% a combustibles ($501 millones) y el 0,2% a GLP ($20 millones).

El 68,9% de aumento interanual global no se dio de manera uniforme y únicamente Neuquén, con un crecimiento del 100,6%, superó el promedio general, en tanto otras dos provincias la siguieron con subas mayores a la inflación del período: Salta (60,3%) y Santa Cruz (59%).

El incremento de la producción de petróleo y gas no convencional también tuvo su correlato en un mayor ingreso en concepto de recaudación de Ingresos Brutos: según la Dirección Nacional de Asuntos Provinciales (DNAP), Neuquén es el quinto distrito detrás de Buenos Aires, CABA, Córdoba y Santa Fe.

De acuerdo con la ley de Hidrocarburos, las regalías se componen de un 15% de los valores del petróleo y el gas, así como los de las ventas de combustibles y Gas Licuado de Petróleo (GLP).

En su evolución inciden tres factores: la producción de hidrocarburos, el precio fijado para el petróleo y el gas y, además, la paridad cambiaria, dada la conversión de dólares a pesos.

La combinación de estas últimas dos variables son motivo de diálogo permanente entre el Gobierno nacional y las provincias productoras, en función de que el precio local es inferior al internacional y, en consecuencia, implica una menor recaudación de regalías.

Fuentes provinciales reconocieron a Télam que los precios diferenciados “son una herramienta con la que se busca regular los precios de un sector muy sensible en lo que hace a la inflación”, pero al mismo tiempo indicaron que los hidrocarburos “son recursos no renovables y una vez que se consumen no hay forma de reponerlos”.

“De alguna manera, podríamos decir que las provincias estamos subsidiando esta política, aportando fondos que deberían llegarnos, pero también somos conscientes de que formamos parte de un país y la inflación obviamente que nos importa”, finalizaron.

Left Menu Icon
Política & Economía